Una bonita sonrisa no sólo depende del color de los dientes y de su alineación. Uno de los problemas más habituales y característicos en la salud bucodental es la retracción de encías, el tejido conectivo fibroso que hace de soporte a los dientes. Cuando las encías están muy desgastadas, y se puede llegar a ver la raíz de los dientes estamos hablando de retracción gingival y, hoy queremos explicarte qué podemos hacer para corregirlo.

Las causas más frecuentes que derivan a este problema pueden ser desde enfermedades periodontales como la piorrea, un cepillado muy agresivo y constante que deriva a la inflamación y sangrado de las encías, una malposición dental de base, un historial de mala ortodoncia y tratamientos dentales incorrectos, hasta casos menos frecuentes como son el bruxismo o un piercing bucal desafortunado.

Cómo afecta la retracción de encías a nuestra sonrisa y calidad de vida

Primeramente, estamos hablando de una patología oral que deriva en problemas serios y que, pueden condicionar no solamente nuestra estética bucal, sino que también puede afectar a nuestra calidad de vida a la hora de ingerir alimentos fríos o calientes. Además, puede generar la aparición de caries de raíces y ayuda a la pérdida progresiva del resto de la encía y del hueso de soporte, junto con la posibilidad de poder perder el diente de las encías afectadas.

Cómo podemos prevenir esta patología

Antes que nada, hemos de ser conocedores de la importancia de este tejido conectivo para la salud de nuestra boca. Hemos de cuidarlo de igual manera que los dientes. Es por ello, que insistimos a nuestros pacientes que acudan a sus revisiones periódicas. El control de seguimiento nos permite identificar los cambios en la calidad de las piezas dentales. También podemos observar en estas revisiones las afectaciones que generan algunos nuevos hábitos del paciente. Un cepillado excesivamente brusco se notará en la calidad de las encías, una mala higiene bucodentaltambién será identificada, junto con el rastro que deja el tabaco en los dientes, entre otras.

Cómo podemos tratar la retracción de encías desde nuestra clínica dental

Cuando identificamos un caso de retracción de encías o gingival, lo hacemos a partir de la observación de la cavidad bucal del paciente. El tratamiento y el cuidado de las encías es un factor muy importante que remarcamos a nuestros pacientes, ya que la encía no puede volver a crecer una vez se ha perdido. Es por eso que, si se ha identificado una recesión leve, trabajaremos en mejorar la calidad de la encía, de los dientes y a cambiar ciertos hábitos que, si no cesan de inmediato, el problema inicial acabará derivando en una retracción gingival severa.

En el supuesto caso de que desde el primer momento se identifique una retracción gingival, viéndose las encías muy desgastadas y la calidad de los dientes muy perjudicada, podemos pasar a valorar tratamientos más específicos basados en técnicas de microcirugía, que ayudarán a la encía a cubrir la raíz y a recuperar su color y aspecto inicial.

Si has identificado este problema en tus encías, no pienses que no tiene solución. Acude a nuestra clínica dental en Tarragona y nuestros expertos en periodoncia y estética te aconsejarán sobre cuál es la mejor opción que tienes disponible, para que tu sonrisa vuelva a ser perfecta.

¿No identificas retracción de encías en tu sonrisa, pero tienes demasiada encía y eso no te gusta? En nuestra clínica dental de Tarragona corregimos sonrisas gingivales con un sencillo procedimiento quirúrgico que elimina el exceso de encía y consigue una sonrisa natural y estética.

Contacta con nosotros y te aseguramos que volverás a sonreír con confianza.